viernes, 18 de septiembre de 2015

A perro flaco III



Por: Mario Herrera
 
 La escases de tiempo me ha demorado en el cumplimiento de la promesa hecha en un artículo anterior relacionado a este tema del escándalo FIFA y la corrupción. Les comenté que para esta entrega hablaría del interés de FBI y las autoridades norteamericanas en el fútbol, la FIFA, la persecución y los dirigentes de este organismo rector de un deporte.
 Cuando usted entra a la página del FBI (https://www.fbi.gov/espanol) puede darse cuenta que la institución se dedica a la persecución de distintos hechos delictivos, todos importantes:

“Nuestra misión:
El FBI es una organización de seguridad nacional que responde a amenazas y que es regida por la recopilación e interpretación de información. Su misión es proteger y defender a los Estados Unidos contra amenazas terroristas y de inteligencia extranjera, defender y hacer cumplir las leyes del código penal de los Estados Unidos, y proporcionar liderazgo y servicios de justicia penal a agencias federales, estatales, municipales e internacionales, así como otros socios”.
“Declaración de misión de los Fiscales Federales:
Los Fiscales Federales actúan como los principales litigantes de la nación bajo la dirección del Fiscal General de los Estados Unidos. Existen 93 Fiscales Federales destinados en todos los Estados Unidos, Puerto Rico, las Islas Vírgenes, Guam y las Islas Marianas del Norte. Los Fiscales Federales son designados por el Presidente de los Estados Unidos y actúan a criterio del mismo, con el consejo y el consentimiento del Senado de los Estados Unidos. Hay un Fiscal Federal asignado a cada distrito judicial, con la excepción de Guam y las Islas Marianas del Norte, donde hay solamente un Fiscal Federal para ambos distritos. Cada Fiscal Federal es el principal oficial de las fuerzas del orden público federales en su jurisdicción específica. Los Fiscales Federales llevan a cabo la mayor parte del trabajo en procedimientos judiciales en los cuales los Estados Unidos son una parte. Los Fiscales Federales tienen tres responsabilidades legales de acuerdo con el Título 28, Sección 547 del Código de los Estados Unidos:
-         Ser parte acusadora en causas penales entabladas por el gobierno federal;
-       La acusación y la defensa de causas civiles en las que los Estados Unidos son una parte; y
-       La cobranza de deudas administrativamente incobrables con el gobierno federal.
Si bien la cantidad de causas asignadas varía según el distrito, cada uno tiene todas las categorías de causas y se ocupa de una mezcla de litigios simples y complejos. Cada Fiscal Federal ejerce amplio criterio en el uso de sus recursos para promover las prioridades de las jurisdicciones locales y satisfacer las necesidades de sus comunidades.”
 Lo que se me pierde en las misiones de ambas instituciones es el alcance territorial de ambas, o sea, el hasta dónde son capaces de llegar, cuál es el ámbito territorial, en qué territorio actúan y he aquí el cuestionamiento del porqué que me hago: ¿Qué autoridad tienen estas instituciones para perseguir a una que no tiene sede en Estados Unidos siquiera?
 Rusia Today lo ve de esta forma:
El escándalo envuelve la FIFA tras el arresto este miércoles en Suiza de siete de sus altos cargos acusados de corrupción. La intervención del FBI y la Justicia de EE.UU. en asuntos de la federación mundial de fútbol, con sede en Zúrich, ha desatado polémica entre los internautas.
La Fiscal General de EE.UU., Loretta Lynch, declaró que el Departamento de Justicia norteamericano está "decidido a acabar con la corrupción en el mundo del fútbol" en una conferencia en la que cargó contra los dirigentes de la FIFA acusados de corrupción, informa 'National Journal'.
"Ellos corrompieron los negocios del fútbol a nivel mundial para servir a sus intereses y para enriquecerse", dijo, y pidió a los países que ayuden a la investigación. "Aplaudiremos la colaboración de socios de todo el mundo para arrestar a más implicados".
La justicia estadounidense argumenta que los delitos cometidos por los altos cargos de la FIFA fueron pactados y planeados en territorio norteamericano  (Cómo pueden probarlo y qué conveniente) y que los pagos de sobornos millonarios se realizaron mediante bancos del país.
Dos vicepresidentes de la FIFA, el uruguayo Eugenio Figueredo y Jeffrey Webb, de las islas Caimán, así como el expresidente de la Conmebol, el paraguayo Nicolás Leoz, figuran entre los acusados ante el tribunal de Nueva York por "organización mafiosa, fraude masivo y blanqueo de dinero, entre otros".
Sin embargo el hecho de que las detenciones se hayan producido justo antes de las elecciones del nuevo presidente de la FIFA ha levantado sospechas. "¿Estamos ante un caso político o económico? ¿Si son culpables, por qué las acusaciones han llegado ahora y no hace unas semana, o una semana después de las elecciones presidenciales? Hay muchas preguntas", dijo a la cadena rusa TV Center el diputado de la Duma Estatal Ígor Anánskij.
Los servicios especiales estadounidenses investigaron los delitos de los miembros de la organización internacional con sede en Zúrich. Los detenidos serán extraditados para que su destino lo decida la Corte Suprema de EE.UU. Desde un punto de vista jurídico, este algoritmo no puede ser justificado, según el diputado.
"Es algo sin precedentes. Resulta que la Justicia de EE.UU. demuestra a todo el mundo que no tiene ni límites, ni ciertas leyes. Todo el mundo debería vivir según las leyes de los Estados Unidos", dijo el director del Instituto de Proyectos Nacionales Prioritarios de Rusia, Nikolái Mirónov.  (Lo señalo y no por gusto)
El Ministerio de Exteriores de Rusia, a su vez, "instó enérgicamente" a Washington a "dejar de tratar de juzgar mucho más allá de sus fronteras de acuerdo con sus normas legales y respetar los procedimientos jurídicos internacionales generalmente aceptados".
"Sin entrar en detalles de los cargos presentados, queremos destacar que estamos ante otro caso de aplicación ilegal y extraterritorial de las leyes estadounidenses", indicó en un comunicado el portavoz del Ministerio de Exteriores ruso, Alexánder Lukashévich.
Como ven, no es que yo sea pro ruso ni nada por el estilo, es sencillamente lógica elemental. Preguntémonos todos: Estados Unidos es un país con un sistema jurídico basado en el  precedente legal (un tribunal de mayor rango dicta sentencia respecto a un caso y el resto de los tribunales inferiores se rige por esta sentencia, aplicable a otros órganos de justicia norteamericanos), entonces estas solicitudes de extradición para miembros de una ONG que no radica en suelo norteamericano abre las puertas a qué específicamente, quiénes podrían ser los próximos “solicitados” si es aceptada la solicitud de extradición de los funcionarios de la FIFA.
 Quizás podamos estar nosotros incluidos, y les garantizo que hasta el mismísimo Putin caería en el juego de tronos.
 De momento es Estados Unidos quien sufre el primer golpe en contra; si bien es cierto que inició una investigación con la propia Copa América del Centenario que se celebraría en su territorio por supuestas irregularidades en la designación como sede, puso a temblar la celebración de este evento. CONMEBOL y CONCACAF ya habían negociado y pactado que el evento se celebraría en nuestra región, Chile recién fue sede de la Copa América, Brasil salió de una Copa del Mundo y entrará en Juegos Olímpicos, así que por infraestructura de todo tipo, además de ser país que recibe una gran migración de todo nuestro continente, era el país ideal (qué raro no revisan las Copa Oro y el por qué siempre se celebran allá). Pero ahora todos temen caer en la telaraña extraditaría y no quieren “entregarse” de mansa paloma. CONMEBOL aseguró que cumplirá su contrato con CONCACAF de celebrar el torneo solo que ahora surge México como una opción mucho más viable, mejor infraestructura y sabemos el poderío económico mediático mexicano para el fútbol, tras algunos reportes que daban a Colombia o Ecuador como sedes casi seguras. Sea cual sea, no creo que finalmente se haga en Estados Unidos.
 La próxima entrega de este Perro Flaco - O como lo llamaron los medios de prensa norteamericanos FIFAgate (en alusión a Watergate, el escándalo que provocó la renuncia del presidente norteamericano Richard Nixon en agosto de 1974)- estará relacionada con Blatter, su defensa y lo que creo es un golpe maestro de su parte.